Curiosas declaraciones de la vida íntima del director norteamericano.

Lynch ha hecho alguna entrevista promocionando “Lucky”, la película póstuma de Harry Dean Stanton, en la que Lynch aparece como uno de los actores protagonistas junto a su fallecido amigo. Y ha dejado alguna declaración para el recuerdo.

“Me encanta fumar, el vino y no me gusta bañarme. Simplemente ya no me gusta estar mojado. Ni yo mismo sé por qué, quizás tiene que ver con que ahora nada me gusta más que trabajar”.

A continuación, para explicarse un poco más, añadió que “a veces al menos”, se ducha, aunque parece que tampoco es algo que le agrade demasiado, prefiere dedicar el tiempo en otras cosas.

“No quiero usar tiempo para eso, para lavarme y para vestirme”.

Lynch en estado puro.

Show Buttons
Hide Buttons